*Son “Ninis” los regidores, dirigentes del CDM del PRI y el diputado local, ni trabajan y ni ayudan a sus representados; ellos tan sólo quieren brillar en vísperas de las elecciones: José Gudiño

Cuauhtémoc, Col.- Son aberrantes e incoherentes las recientes declaraciones del regidor priista Aldo Martínez Lizaldi, su falta de compromiso, intereses mezquinos y administraciones cuestionados, generó hartazgo en los cuauhtemenses y por consiguiente, se extinguió el patriarcado del PRI, la alternancia ha sido fructífera para el municipio y la población.

En esos términos se expresó el regidor José Gudiño quien agregó que, son unos viles “Ninis” los regidores priistas, los integrantes del Comité Directivo Municipal del PRI y el Diputado Local priista Octavio Tintos Trujillo, ya que ni trabajan ni ayudan a sus representados, tan sólo les aflora el protagonismo.

“Se entiende y se comprende, siempre en la víspera de procesos electorales, es cuando andan muy conciliadores, caritativos y entregando apoyos a diestra y siniestra; no se dejen engañar por quienes cada que se avecinas elecciones, andan según ellos muy solidarios y trabajadores, tan sólo lo hacen para lograr sus objetivos y ya después los abandonan, ese es el sello que siempre les ha caracterizado”, precisó.

Indicó que si se hace un recorrido por todo el municipio cuauhtemense, se puede observar el sello que la ha impreso la actual administración municipal encabezada por el alcalde Rafael Mendoza Godínez, apoyos a los diferentes sectores poblacionales, obras de gran impacto y gestiones y acciones, traducidas en importantes beneficios para la población, de manera conjunta con “un servidor”.

“Quizá en su planeta el PRI tiene cuadros valiosos para recuperar la alcaldía de Cuauhtémoc, pero ya en la realidad, Osiris Celis Romero, Aldo Martínez Lizaldy, Octavio Tintos Trujillo, jamás han tenido el más mínimo interés de apoyar como es debido a los cuauhtemenses, quizá ya tienen el visto bueno para aspirar y suspirar de quienes tienen sumergido al estado de Colima con un tejido social bastante deteriorado”, enfatizó.

Aseveró que las declaraciones de Aldo Martínez Lizaldy no deben de ocupar ni preocupar, habrá de seguirse demostrando con trabajo y no con polémicas baratas, el anhelo de sentar bases sólidas para las actuales y futuras generaciones del municipio de Cuauhtémoc, “hemos logrado sortear los obstáculos orquestados y se seguirá por el sendero del trabajo para que Cuauhtémoc no caiga en el retroceso y no vuelva sumergirse como ocurrió en los últimos gobiernos emanados del PRI”, puntualizó.

Finalmente, el munícipe José Gudiño señaló que es esencial que la población haga un breve alto en el camino y, razone que tipo de funcionarios quiere que los representante tanto en el Ayuntamiento como en el Congreso del Estado, en estos tiempos la gente ve más por los candidatos y suele dejar de lado los partidos políticos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.