Carlos Farías, diputado del Partido del Trabajo, se reunió con líderes de la Unión de Comerciantes de Colima y Villa de Álvarez quienes expusieron su pesar por la falta de apoyos de parte de los tres órdenes de gobierno ante la obligación de cerrar sus negocios debido a la contingencia sanitaria que se vive por la pandemia del Covid-19.

Acompañado también por los regidores del municipio de Villa de Álvarez, Daniel Torres González, secretario de la comisión de fomento económico y Mario Padilla López, secretario de la comisión de comercios y restaurantes, el legislador local, Carlos Farías Ramos, recalcó su postura de apoyar a la economía local dando oportunidad a los comerciantes de la zona conurbada para que trabajen acatando estrictamente las medidas sanitarias que han implementado los gobiernos ante la pandemia.

“Queremos evitar que colapse la economía local en comercios de Colima y Villa de Álvarez, donde retomamos la postura en el trato igualitario a todos los comerciantes, haciendo que el comercio siga funcionando guardando las medidas y protocolos de la bioseguridad tanto clientes como comerciantes”.

Recordó también que esta situación se está fomentando por una declaración de estado de emergencia emitida por el ejecutivo estatal de forma precipitada por lo que invitó a que el comercio no se paralice, aconsejando a los comerciantes trabajar cuidando y acatando todos los elementos y protocolos de bio seguridad.

Por su parte el líder la Unión de Comerciantes, Luis Moreno indicó que, por la obligación del cierre de sus negocios por parte de inspectores, más de 4 mil empleados están en crisis sin ningún tipo de apoyo y en riesgo latente de quedarse sin empleo. “En ningún momento uno se pone en contra de las medidas de seguridad, pero la intensión de ellos es de: cierra o pierdes la licencia. Nosotros les comentamos la situación de que hay que pagar sueldos, renta, luz y la respuesta de ellos es: hazle como tu puedas”.

El Regidor Torres González señaló que este tema debería de tomarse con mayor sensibilidad apoyando a los comerciantes con visitas de personal dependencias municipales y estatales de fomento económico, así como de la propia Delegación de Bienestar en Colima. “Una labor que no debería de ser acompañada de seguridad pública sino de personal de fomento económico municipal y estatal, inclusive de la propia delegada Indira Vizcaíno quien debería de designar una persona del Gobierno Federal que pueda informar negocio a negocio”.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.