Es más que notorio que se le avecina una obscuridad total al partido de la impunidad, el robo y la corrupción, después de la jornada electoral que se llevara a cabo el pasado 5 de junio del año en curso en 12 estados del país el Partido Revolucionario Institucional solo logro colocarse con 5 gubernaturas mientras que el Partido Acción Nacional se quedara el resto de las gubernaturas.

Esto sin duda deja en claro que el PRI y su Presidente de la República no tienen la aprobación de la ciudadanía a las acciones y el estilo de gobierno que ofrece este partido. Pero no solo con no favorecer al PRI en las elecciones es como se está expresando dicha desaprobación, sino también con las redes sociales que todos los días critican al gobierno federal, las acciones de las bancadas de este partido en el Congreso de la Unión, sus gobernadores, alcaldes y diputados locales a lo largo y ancho del país.

Y mi pregunta es ¿acaso el PRI es tan ciego para no ver el desprecio que el país de diferentes maneras se los manifiesta?

Yo creo que si lo nota, más no tiene la disponibilidad de cambiar ¿Por qué? Es simple, el PRI siempre ha respondido a los intereses de los poderosos que lo único que hacen es ambicionar mas poder y dinero, lamentablemente dinero proveniente del sudor y esfuerzo de las familias mexicanas, pues es increíble que aun después de las famosas reformas estructurales de Peña Nieto, que siendo honestos más que estructurales son destructivas y que son el motivo por el cual la economía del país día con día se desploma, el ex candidato de este partido a la presidencia de la Republica Francisco Labastida asegure que el fracaso del PRI se debe a la propuesta de Peña Nieto con respecto a la legalización y reconocimiento a nivel nacional del matrimonio igualitario.

Pero lo que sí es triste es que exista gente que siga otorgando su voto de confianza a un partido que los ha traicionado administración tras administración, creo que la ciudadanía debería hacer más conciencia  y aprender a ser más perceptivos de las cuestiones políticas puesto que ello los llevaría a ser más exigentes y congruentes con sus acciones con respecto a sus pensamientos, porque mientras la sociedad se queja de lo malo que es el gobierno a un sigue pensando en votar por el mismo partido que los tiene en esa situación, los ciudadanos deberían aprender a que la política no es como el fútbol en el cual le puedo ir a un equipo toda la vida, esto a pesar de que gane o pierda, esto en realidad no nos causa ni un mal, en cambio votar por el mismo partido toda la vida si afecta y para prueba esta nuestro estado, en el cual existen demasiados paracitos emanados del PRI cobrando miles de pesos del erario público y desfalcando el patrimonio económico de Colima, y como primer ejemplo está el Gobernador “Responsable” que en mi humilde punto de vista no ha hecho nada irresponsable pero lo impresionante es que tampoco ha hecho acciones responsables, el gobierno del estado es un completo cuarto obscuro donde nadie se atreve a prender la luz. Total los funcionarios siguen cobrando sus millonadas, y aun así los priistas piensan que es un gran gobierno el que tenemos, pero lo creen porque de lo contrario no tendrían los beneficios exclusivos que se adquieren con pensar eso.

Esta es la realidad de un México y de un Colima donde los priístas siguen creyendo que la población es un montón de analfabetas estúpidos que nos seguimos comiendo las migajas que se les caen de la boca, pero me alegra ver los resultados de las elecciones donde la gente está pidiendo a gritos un gobierno libre de lucros y corrupción, y ya entendieron que para lograr esto hay que dejar de votar por el PRI, y el panorama para el 2018 es claramente obscuro para este partido, y como dijo mi abuelita “el que ríe al último ríe mejor” y esto último lo digo por el líder nacional del Revolucionario Institucional el cual en una entrevista afirmo que ganaría 9 gubernaturas de las 12 a contender.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.