José Luis Santana Ochoa

TAREA POLÍTICA – José Luís Santana Ochoa*

 

Si, como apunta desde su curul 26 Juan Ramón Rodríguez Negrete, la Reforma Electoral aprobada el miércoles anterior “fue la que quiso y la que impulsó el Partido Acción Nacional que aunque en el recinto parlamentario había entregado un documento muy distinto, al momento de la discusión en las reuniones de trabajo la modificaron a su antojo y lo peor fue que los demás actores políticos aceptaron todo y le otorgaron hasta lo que no pidieron durante la discusión”, y quienes “partieron el queso” fueron el Presidente del CDE del PAN, Enrique Michel Ruiz y su asesor el abogado Hugo Vergara Sánchez, el mérito es de ambos,  y las colas y orejas de burro se las ganaron a pulso el presidente del CDE del PRI, Rogelio Humberto Rueda Sánchez;  los asesores jurídicos de José Ignacio Peralta, abogados Andrés García Noriega y Francisco José Yáñez Centeno y Arvizu, ambos ex panistas por cierto; y el consejero legal de los diputados locales peraltistas, José Gilberto García Nava. Pa’ los tres tuvo el abogado Vergara.

Según la puntual relatoría de hechos realizada por Negrete Rodríguez, fue en la misma Casa de Gobierno donde le cantó  a todo el gallinero oficialista el gallo blanquiazul  Hugo Vergara Sánchez, a quien hace poco más de dos años catafixiaron dándole a José Ignacio a cambio a los también abogados, Andrés García Noriega y Francisco José Yáñez Centeno y Arvizu. Prueba fehaciente de que JIP hizo un pésimo negocio con el cambalache es que a las primeras de cambio Hugo se los desplumó al, según lo consigna Negrete Rodríguez, sacar de la mesa de discusión el asunto de la reducción de diputados plurinominales, echar abajo la propuesta de que se registraran una lista de aspirantes a diputados plurinominales mujeres y otra de hombres,  y excluir de la discusión el tema de la tan llevada y traída transversalidad. Tres de tres, o tres a cero que es lo mismo.

Mención aparte merece el descontón que el PAN, a través de su habilidoso abogado Verga Sánchez,  le pegó a la intentona priista de retirar de sus cargos el 30 de noviembre de este año, con el insano propósito de que pierdan contacto con la genta y que, como sucede con los santos, al no ser vistos los alcaldes panistas que pretendan reelegirse en 2018 sean menos votados.

Aunque en el mismo baile los priistas metieron a síndicos y regidores; y los panistas a los diputados locales por aquello de lo que es parejo no es chipotudo, pues en palabras de HugoVergara Sánchez   “están en la misma circunstancia, ustedes como diputados dicen que no manejan recursos, que por eso no tienen que irse; ¡ah!, pues es lo mismo con los regidores, ellos no manejan recursos, entonces si ustedes quieren que ellos también se retiren, de acuerdo, pero que sea parejo para los diputados”, al final del aquelarre los alcaldes ahuecarán sus alas para volar en busca de la relección 5 días antes del registro de las respectivas candidaturas y no uno como estaba establecido antes de la Reforma que fue como el parto de los montes. Por  su parte, síndicos y regidores contenderán sin tener que separarse de sus cargos.

A Juan Ramón  se le hace curioso que no hayan acudido a Casa de Gobierno  “los abogados del Congreso del Estado, ni el Director Jurídico, Enrique Velasco; ni el Director de Procesos Legislativos, Juan Pablo Carrazco, quienes fueron desplazados y no fueron parte de estas mesas de trabajo”, pero ello los salvó de la chinga que también les hubiera puesto Hugo Vergara Sánchez.

EL ACABO

  • Para el presidente de la Cámara Nacional de Comercio en Colima, Walter Oldenbourg, la recientemente Ley Graciela Larios Rivas aprobada por los diputados locales peraltistas, “ va en contra de la libre competencia o la libre forma de actuar de cada negocio o cada prestador de servicios, creo que se está haciendo mucho trabajo por la promoción del turismo interno aquí en México o también que vengan los extranjeros, entonces por lo tanto creo que esto afectaría también hasta la parte hotelera, así como a los restaurantes. Se me hace ilógico que pueda estar este tipo de ley afectando las inversiones de prestadores de servicio tanto en el ámbito de los restaurantes como de los hoteles, creo que también la ley habla de dar derecho y oportunidad a artistas locales sobre artistas de fuera, creo que también esto está totalmente en contra del libre tránsito y de expresión cultural”.
  • En la misma tesitura, Mario Moncada, Presidente de COPARMEX Colima, le pediría a José Ignacio Peralta ”que su asesoría jurídica (muy jodida por cierto) la revise perfectamente bien esa ley y que además que se fije en que la propiedad privada está siendo violada, los derechos, yo también tengo derecho a contratar o a no contratar a quien me dé la gana, está coartando la libertad de los ciudadanos en un momento dado (…) El Congreso debe de ser más ciudadano porque eso de hacer leyes al vapor y si son representantes nuestros que acepten esa responsabilidad”.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     *#G8 Independiente

 

José Luís Santana Ochoa

Analista político

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.