“De vómito”, el nombramiento de Briceño

Por Javier Montes Camarena

0

El clavo podrido que daña siempre recibirá un martillazo

                 JMC.

Javier Montes Camarena *  Locutor y Periodista    <>   www.enlacemanzanillo.com

Déjenme decirles que: “Son tiempos de canallas”. Lo dijo Lillian Helmann quien describió que: La patria es el escudo de los canallas. Y lo dijo por los grandes bastardos de la historia.

Hoy, en Colima, se ha refugiado uno de ellos en la delegación regional del IMSS; gracias a la 4T.

No se midió el Presidente Andrés Manuel López Obrador con ésta designación. “De vómito” haber colocado al arrogante Rafael Briceño Alcaraz en una institución de salud como el IMSS que merece respeto y, gente decente, honorable.

Talleyrand, diplomático francés produjo la demoledora frase que dice: “Todo se puede hacer teniendo las bayonetas, menos sentarse en ellas”.

Bayonetas y desplantes. Todo puede hacer el nuevo gobierno con sus numerosas bayonetas, ya lo vimos, ya sentó en una de ellas a Rafael Briceño Alcaraz, dando un paso hacia atrás, e insultando a los colimenses que ven con malos ojos a un tipo irresponsable sin el conocimiento de lo que es la salud pública.

De vómito. Me temo que el nuevo gobierno de la 4T tiende a condenar en corto plazo al IMSS como inservible. El IMSS, institución donde una mayor continuidad y buenos resultados médicos se han observado desde su fundación en 1943.

Definitivamente este sistema de salud es fruto de una historia, de enormes esfuerzos humanos, desafortunadamente la designación “de vómito” de Rafael Briceño Alcaraz no es para mejorar lo que la comunidad médica, especialistas, enfermeras y, una gran generación de mexicanos honestos y brillantes han creado y sostenido. Todo lo contrario.

El miedo invade a los colimenses afectados por, la violencia, la corrupción, la impunidad y, la irresponsabilidad, por ello, el acto de testosterona y soberbia de Andrés Manuel López Obrador al colocar a un borracho prepotente en la delegación del IMSS Colima es, “de vómito”, un capricho malsano que tendrá efectos negativos para la institución a corto plazo.

El arribo de este inhumano moreno tendrá consecuencias médicas graves, dichas consecuencias son de suyo una muy mala noticia, pero, además de las consecuencias económicas y financieras del IMSS en manos de un “ingeniero” irresponsable y prepotente.

La repercusión está ya marcada con claridad, las intensidades de las sacudidas ya están aquí y, es que, la sociedad colimense no olvida que el pasado 5 de enero de éste año el alcohólico delegado del IMSS Rafael Briceño Alcaraz provocó un grave accidente automovilístico, dejando tirada a una mujer, escondiéndose como un cobarde sin prestarle la debida atención médica de urgencia, huyó como un cobarde.

De vómito” su nombramiento.

Para nadie es un secreto que la 4T se está derrumbando, AMLO, de oídas, tomó una decisión que pudiera alejarlo aún más de los colimenses, quita el sueño imaginar qué nos espera con un individuo con un proceso penal como Rafael Briceño Alcaraz.

De vómito su arribó al IMSS.

Perverso. Este calificativo le aplico yo al señor Presidente Andrés Manuel López Obrador en su designación “de vómito” la designación del nuevo delegado regional del IMSS en Colima. Yo, si alzó mi voz y, tacho de perversidad la llegada del borracho Rafael Briceño Alcaraz a tan digna institución.

Yo si defiendo al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) aunque el imbécil de su director general Germán Martínez trate de destruirla, para Germancito tengo otro epíteto, idiota.

¿Con estos “vómitos” cuáles son las posibilidades de la cuarta transformación?  Qué importa, Andrés Manuel López Obrador se atiende en hospitales privados, ¡vengan más borrachos y amigachos al sector salud!

Vaya que estos de Morena ya se sentaron en las bayonetas.

Ahí se ven.

ENLACITOS

Los mariachis callaron: La presidenta municipal Griselda Martínez y sus cómplices de cuello blanco los hoteleros y restauranteros “huachicoleros del aguade Manzanillo guardan sepulcral silencio y… “el que calla otorga”.

Todos rateros, todos ladrones y…así se les vio pasar, sin que Griselda Martínez muestre pruebas y nombres.

Funerales: Totalmente desértico fue el torneo Nacional de Pesca de Manzanillo, la mala fama del Deportivo de Pesca ha hecho que muchos pescadores de otros estados se ahuyenten de los trinquetes.

Sin duda, éste torneo nacional de pesca tiende a desaparecer. Al tiempo.

Corrupción: ¿De qué partida financiera del ayuntamiento se desviaron recursos por Seiscientos sesenta y cinco mil pesos ($ 665,000,00) para la compra de una camioneta Ford de lujo para la alcaldesa Griselda Martínez?   ¿Y la austeridad apa?

¿Estarán enterados los regidores del ayuntamiento o son cómplices de la corrupción en Juárez 100?

Me puedes leer en: www.colimaxxi.comwww.lealtad.com – ipuntocom.mx – lineasdelgadas.com

 

Javier Montes Camarena

Locutor y Periodista.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.