José Gilberto Ibáñez Anguiano

LA MANERA DE OPINAR DE… José Gilberto Ibáñez Anguiano

“Se acaba la papa, se acaba el maíz, se acaban los mangos y se acaban los tomates”, pero  la mafia, los clanes y la corrupción en el magisterio nunca se acaban y, como dijera Don Teofilito: ni se acabará si los maestros siguen sumisos, paralizados y sin voluntad ni coraje para defender sus derechos. Todavía no se dan cuenta de que los están llevando al matadero!

Si lo docentes hicieran  un frente común y se unieran, pudieran lograr lo que en justicia  les corresponde, pero si siguen agachándose y enterrando en la arena sus cabezas, les picarán sus rabos, se los seguirá jodiendo cuantas veces quiera la gavilla sindical en complicidad con la autoridad.

Con esa actitud lo único que se les puede augurar es que se lo sigan jodiendo cuantas veces quiera sus vividores líderes sindicales amafiados con el patrón, la Secretaría de Educación tan indignamente en manos de Oscar Javier Hernández “El Pelón” Rosas a quien respalda hasta la ignominia Juan Manuel “Papichulo” Romero Coello, tormentoso “amigo” del gobernador cevichero.

Mi oreja en la SEP me INFORMÓ que de la bolsa de pensiones desviaron en su  momento un aproximado de 500 millones de pesos para las campañas de los entonces candidatos a la gubernatura, Gustavo Alberto Vázquez Montes (extraordinaria), Jesús Silverio Cavazos Ceballos y Mario Anguiano Moreno, comprometiendo así las finanzas del magisterio al grado de tenerlas ahora en un estado realmente crítico.

Por tan malos manejos que los hermanos Federico y Guillermo Rangel Lozano hicieron por órdenes del PRI-Gobierno, le fueron quitados privilegios a los maestros estatales agrupados en la Sección 39 del SNTE dizque porque las maestras “se ponían de acuerdo con los cirujanos para arreglarse estéticamente la nariz, colocarse mplantes y hacerse liposucciones”.

El dirigente de la XXXIX, Heriberto Valladares Ochoa, tiene sus manitas dobladas, totalmente entregado al patrón a cambio de la diputación local plurinominal que actualmente ocupa su antecesor en el cargo sindical, José Adrián Orozco Nery,  quien disfruta de su rica dieta, prestaciones y bonos en el Congreso del Estado.

La Sección XXXIX del SNTE ha perdido para siempre las conquistas ganadas en 58 años de lucha, está más hundida que “El Titanic”. Como la abuela decía: “el que es buey hasta la coyunta lambe”. Y es que a los trabajadores de la educación estatal les hacen lo que les hacen, los tratan como los tratan, porque no tienen el valor ni la decisión de mandar a la tiznada al viejo y corrupto  PRI.  

Cuando menos piensen, a los miembros de la XXXI les dirán que su dinero ya no existe y si quieren atención médica los canalizarán al Seguro Popular. ¡Eah, eah, eah!,el magisterio estatal se tambalea. Y como dice el canta-autor de Ario de Rosales, Michoacán,  Marco Antonio Solís, “tan sólo quedarán recuerdos, tristeza y soledad”. Sigan blanditos y cooperando. Pásela bien.

José Gilberto Ibáñez Anguiano

Representante de la Asociación Regional de Periodistas, Editores, Locutores y Cronistas Deportivos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.