Para minar la competitividad electoral del candidato del PAN a la gubernatura del estado en la elección extraordinaria, desde el cuarto de guerra sucia peñista-videgarayista-fernandista urdieron feroz envestida en contra de los alcaldes panistas de Colima, Coquimatlán, Cuauhtémoc, Tecomán y Manzanillo: Héctor Insúa García, Orlando Lino Castellanos, Rafael Mendoza Godínez y Yulenny Cortés León, respectivamente; también, para golpear a los diputados locales panistas menos al trió de incondicionales de Pedro Peralta Rivas: Riult Rivera, Crispín Guerra Cárdenas y Julia Lizet Jiménez Angulo. Estas excepciones y la que los sucios guerreros priistas hicieron con la alcaldesa porteña panista, Gabriela Benavides Cobos, evidenciaron tan desaseado proceder.

La desestabilización de las cinco alcaldías panistas mencionadas en el párrafo anterior se acentuó a partir de la anulación de la muy cerrada victoria del priista-verde ecologista-panalista-petista, José Ignacio Peralta Sánchez , obtenida el domingo 07/06/2115. En su desmesurada ambición de ganar a como diera lugar, a los golpistas multicolores no les importó poner en riesgo el pago de los impostergables compromisos de fin de año, por ejemplo, o la operatividad misma de las administraciones municipales; al contrario, más le atizaron a la hoguera sin preocuparse de los flamazos que terminarán por chamuscarlos .

En los últimos diez o quince días de la campaña extraordinaria, ocho presidentes municipales (cinco panistas, dos verde ecologistas y un priista) solicitaron licencia para separarse del cargo por unos cuantos días en pleno ejercicio de sus derechos políticos y en cumplimiento de sus respectivas responsabilidades partidistas. Desde luego que la prensa peraltista, incluidos los columnistasnachoperalta@gmail.com , sólo le cargaron la mano a los cinco panistas pero a los restantes tres licenciados no los tocaron ni con el pétalo de una línea. ¡Así fueron de imparciales y objetivos!

Se explica pero no justifica la doble manera de medir las cosas al calor de una contienda electoral que se supone que ya concluyó el domingo 17/07/2016 y a otra cosa mariposa, de lo que no han tomado nota todavía las perras bravas peraltistas que continúan marreando sin que su jefe político los tranquilice. Al alcalde de Tecomán, por ejemplo, quisieron crucificarlo porque en la presentación a media mañana de la Feria de Tecomán 2016, aparecieron en la fotografía de rigor una par de botellas de licor de la casa vitivinícola patrocinador. Por supuesto que tan burda jugada “periodística” le hizo a Lupillo lo que el viento a Juárez. Otro berrinche indigno de mencionar fue el que hace unos días le hizo el sempiterno dirigente sindical tecomense Audelino Flores Jurado, a quien sus propios representantes tuvieron que decirle ¡bájale, ya nos pagaron!

Pero contra quien se han cebado las perras bravas peraltistas es la alcaldesa de Villa de Álvarez, Yulenny Cortés León, su villana favorita. Nada les satisface de lo que decide, hace o deja de hacer. Hasta en su vida privada, orientación sexual, se han metido. Uno de los gatilleros al servicio de José Ignacio Peralta Sánchez alega que la susodicha “no es ni siquiera oriunda de ese municipio y que por lo tanto, no quiere a su gente y no le interesa quedar bien con nadie. Lo peor de este matriarcado en el poder municipal es que todavía le quedan 2 años y 8 meses. Algo atroz para los ciudadanos de Villa de Álvarez cuyas fiestas son patrimonio cultural del estado y del pueblo de México”, detalle en que nunca reparó en el caso de la ex alcaldesa manzanillenses del mismo municipio de Villa de Álvarez, Brenda del Carmen Gutiérrez Vega, o del tepamense Adrián López Virgen.

También a los alcaldes panistas de Colima, Héctor Insúa García; Coquimatlán, Orlando Lino Castellanos; y Cuauhtémoc, Rafael Mendoza Godínez, los golpistas al servicio de la imposición peñista-videgarayista les pegaron como a Bucho: Duro, tupido y mucho. Alcaldes y diputados locales panistas debe resistir a pie firme las embestidas “periodísticas” que serán la tónica de un gobierno del que se hicieron con toda clase de artimañas y que privilegió el infundio, la diatriba, la calumnia y la difamación, y al que deben responder con inteligencia, firmeza y valor.

EL ACABO

Después de tanto brinco es suelo tan parejo El Patronato de los Festejos Charrotaurinos para la edición 159 en Villa de Álvarez descartó la posibilidad de riesgo para los asistentes por el uso de maquinaria, debido a que su utilización fue solo para ablandar algunas partes del terreno, “decisión que se realizó a petición de los constructores; sin embargo, el pie derecho que es lo que da la fuerza a la plaza y donde recae todo el peso se hizo a mano, con barra y barretón”. ¿Qué les costaba ponerse blanditos y cooperando? Es pregunta, no se enojen.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.