Comienza el 2014 con gasolinazos, y con una serie de nuevos impuestos e incrementos en las tasas de algunos ya existentes, pero también con la noticia de que el secretario de Hacienda, Luis Videgaray Caso, fue nombrado como “Secretario de Finanzas del año 2014 a nivel global” por la revista británica The Banker, por su “participación en las reformas estructurales de México”. La primera noticia ha traído una reacción de pesadumbre en la mayoría de los mexicanos, y la segunda una serie de aplausos aturdidores por parte de los fans de nuestro flamante secretario, sempiternos aplaudidores de los galardones de oropel.

Para “The Banker” el que la proyección del crecimiento económico del país en 2014 haya sufrido innumerables ajustes, todos a la baja,  no fue un indicador negativo en el desempeño del Secretario, mucho menos que en el inicio de labores del gobierno donde su responsabilidad es la hacendaria se haya presentado  el peor subejercicio del gasto público en la entrada de una administración en los últimos 3 sexenios. (“El subejercicio del gasto público durante el primer trimestre de 2013 es el peor que se ha registrado en un principio de sexenio desde 1995” Análisis comparativo del Grupo Financiero Banorte-Ixe.)

La revista británica creyó que el impulso que Videgaray otorgó a las reformas estructurales es mérito suficiente para ser reconocido, a pesar que de todas las reformas del año pasado, ninguna tiene que ver materialmente con las atribuciones legales que como Secretario de Hacienda detenta desde el inicio de esta administración, salvo la reforma fiscal, esa sí, es muy de él.

“The Banker” al reconocer al Mexiquense, no consideró que en la criticada reforma fiscal de Luis Videgaray , se privilegió el aumento en la recaudación con base en el incremento de tasas, creación de nuevos impuestos y eliminación de exenciones perjudicando a la ya de por sí agobiada población conocida como “contribuyentes cautivos” , en lugar de generar mayor recaudación a través del aumento de  la base gravable (buscar más contribuyentes que actualmente no pagan) , o de buscar más eficiencia gubernamental para generar menos gastos y en consecuencia, optimizar los recursos con los que ya se cuenta.

El Doctor Videgaray le apostó al retorno del déficit como política pública y a  estirar la mano del Gobierno para exigir más recursos de la ciudadanía de a pie, y no a los que más tienen, sólo así se explica la condonación de 3 mil 334 millones de pesos a televisa el pasado año. La reforma fiscal “Videgaray” se  estima que más allá de impulsar y alentar el crecimiento de la economía, será un considerable lastre para ésta.  ¿Para qué innovar y ser creativo en la búsqueda de la soluciones para la escasez de recursos económicos, si puedes pedirlo por la fuerza vía impuestos? Es la filosofía del “Secretario de Finanzas del año”. Pero todo esto lo pasó por alto la revista británica.

Y es que  Luis Videgaray  tiene la convicción de que estos “reconocimientos” tienen una alta liquidez en la economía del prestigio, haciendo a un lado el que en la vida del servicio público y la política, el mayor reconocimiento hacia el desempeño, es el que la ciudadanía atribuye a sus funcionarios y representante populares, reconocimiento con el que no cuenta el tecnócrata mexiquense, ni contará en un buen tiempo.

The Banker,  con el referido reconocimiento al Secretario Videgaray, desestimó que éste es el tecnócrata por antonomasia del grupo en el poder, figura cuya característica primaria es el dominio técnico y frio  de los números, sacrificando la sensibilidad social que  cualquier  servidor  público debiera poseer. Fiel al estilo de la nueva camada de tecnócratas, Videgaray cuenta con sus cartas credenciales  de universidades extranjeras, que lo certifican como un eficaz agente importador de modelos económicos exitosos para las potencias mundiales, pero desastrosos para los países en vías de desarrollo. No es casualidad que los reconocimientos y algarabía vengan de fuera y las quejas y pesadumbre provengan de adentro.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.