TAREA POLÍTICA por José Luís Santana Ochoa.

 

Así ha deambulado el presidente municipal de Tecomán, Elías Lozano Ochoa (MORENA), en los cuatro primeros meses que lleva en el cargo al que llegó impulsado por la enorme ola  generada por la candidatura presidencial de Andrés Manuel López Obrador. Carente de experiencia administrativa, talento ejecutivo, oficio político y vocación de servicio, ha cometido los mismos errores de Elías Martínez Delgadillo (2003/2006) y José Guadalupe García Negrete (2015/2018). Como el primero, plagó su equipo de trabajo de funcionarios fuereños que de antemano se sabía que no iban a aclimatarse en el caluroso valle; del segundo heredó el “lápiz con borrador” que de tanto anotar y borrar ha provocado una gran rotación de personal con la consecuente inestabilidad e ineficiencia.

Carente de autoridad personal, Lozano Ochoa les repite todos los días como perico  a regidores, empleados y contra parte sindical, que él es el presidente municipal, quien manda y gobierna, quien pone y dispone, pasando por alto que el máximo órgano decisorio del H. Ayuntamiento es el Cabildo cuyas disposiciones debe ejecutar sin hacer gestos. Ignorante de los ordenamientos legales vigentes como el artículo 115 constitucional, trata a la Síndico y a los regidores, incluidos lo   de su propio partido, como si fueran sus empleados y no sus pares.

Porque la mayoría de  regidores se resiste a ser ninguneada, no acepta sus desplantes ni se pliega a sus enjuagues, Elías se ha ido por la vía fácil de entregarse al regidor priista Santiago Chávez Chávez, conocido y reconocido por las trapacerías que como funcionario del Ayuntamiento 2012-2015 que fuera presidido por Héctor Raúl Vázquez Montes cometió en perjuicio de los tecomenses. Para ganárselo a su casusa perdida, lo puso donde hay entregándole la Comisión de Desarrollo Urbano y Obras Públicas. También trato preferencial le dispensa al regidor panista Sergio “El Chamuco” Anguiano Michel para que, como Presidente de la Comisión de Hacienda, le cubra la espalda.

Los regidores Chávez Chávez y Anguiano Michel en lugar de velar en el Cabildo por los intereses de los tecomenses aplican su tiempo y energía a la consecución de beneficios económicos para ellos y su gente, importándoles una pura y dos con sal el daño que le están causando a la vida económica, política y social de un municipio martirizado que merece mejor suerte, al dejarle hacer y pasar a un alcalde que simple y llanamente calificado no está para ocupar tan importante cargo.

Cansados de ser tratados por Elías como regidores de segunda, igual que entenados, los integrantes del grupo MORENA en el Cabildo de Tecomán liderados por Samira Margarita Ceja Torres, Isabel Buenrostro Macías y Serapio De Casas Miramontes, decidieron denunciar públicamente el desapego a las normas, a la civilidad y al respeto debido entre iguales, que caracteriza las actitudes y el comportamiento de un alcalde de nulo aprendizaje político y administrativo.

Tan sabe Elías Lozano Ochoa que como alcalde de Tecomán anda fuera de foco, que ya se comprometió a dejar el cargo si al cabo de su primer año al frente de la administración municipal no logra mejoras significativas, se irá del  mismo por el camino sin retorno que no tiene final. En tanto, deberá atender las quejas que sus agraviados están interponiendo ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos,  y las denuncias ante el Ministerio Público. Por sus malos modos y peores formas se le está viniendo el mundo encima, ojalá que por su propio bien Dios lo coja confesado en este trance.

EL ACABO

A golpe de votos el domingo 01/07/2018 los tecomenses castigaron en las urnas a su ex alcalde vestido de panista José Guadalupe García Negrete, pero el beneficiario de su justificado enojo, Elías Lozano Ochoa, les ha resultado un fiasco. Este tema dará para más.

José Luís Santana Ochoa

Analista político

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.