TAREA POLÍTICA por José Luís Santana Ochoa

 

En plena emergencia nacional por la pandemia del Coronavirus, el miércoles 18 de marzo de 2020 los diputados de la IV Transformación decretaron a placer el derecho de ellos y los senadores a la reelección inmediata a partir de los comicios de 2021, sin tener que pedir licencia ni dejar sus curules para hacer campaña. Eso sí, “queda a consideración del propio legislador que pretende su nueva elección el separarse o no del cargo para efecto del desarrollo de su estrategia de campaña, pues ésta sí encontrará restricciones”.
Lo mejor es que “los diputados electos para la actual legislatura pueden ser postulados por partidos diferentes, por distritos electorales distintos a los que fueron electos, en contra de la reforma a la Constitución, que prevé la reelección como mecanismo para que los legisladores tengan mayor trabajo y compromiso con sus electores”. O séase que el ejercicio reeleccionista no necesariamente será oportunidad para que los electores evalúen a los diputados federales que cambien de distrito. Se quedarán con las ganas de pasarlos a la báscula.

Como se deja “a la libertad de los partidos, sin regulación del Congreso, que puedan definir en sus estatutos restricciones para la reelección, como parte de su propia estrategia, programa o línea política”, todo el poder y la gloria serán para los dueños de las franquicias partidistas que se perpetuarán en ambas cámaras del Congreso de la Unión por la privilegiada vía plurinominal. Lo diputados hasta por cuatro periodos consecutivos y los senadores dos, doce años más de pura vida, celebrarían los ticos.

En vano afán de justificarse, los hijos de la IV transformación alegan que tendrán que someterse al proceso electoral y que ninguno tiene asegurada la reelección, pues dizque los ciudadanos serán quienes decidan, que nadie continuará automáticamente, pasando por alto que en el parto y reparto de las codiciadas candidaturas los electores no tienen vela. También, según ellos, su reelección evitará que cada vez que inicia una legislatura tenga que transitarse por la curva del aprendizaje, cuando la verdad es que la mayoría de legisladores federales inicia su gestión en blanco y termina igual.

Hay que recordar que en las elecciones de 2018 hubo ya reelección de alcaldes y diputados locales, y que pocos de los que la buscaron tuvieron éxito. No pasaron la prueba del añejo Héctor Insúa García (Colima PAN), Virgilio Mendosa Amezcua (Manzanillo PVEM/PRI), Horacio Mancilla González (Minatitlán MORENA) y Yullenny Guylaine Cortés León (PAN). El único que pasó la prueba del añejo fue Rafael Mendosa Godínez (PAN Cuauhtémoc). Yulleny Guylaine logró colarse de panzazo al cabildo. El colmo fue que ni yendo abanderado por la alianza MORENA/PT/PES, Mancilla González pudo ganar.

El ajusticiamiento electoral de cuatro de los cinco alcaldes que en 2018 contendieron para repetir trienio, es claro ejemplo de que los electores premian o castigan en las urnas cuando sus representantes populares les dan la oportunidad de evaluarlos al presentárseles de nuevo en forma inmediata como candidatos, algo que los diputados federales podrán evitar yéndose por otro distrito donde nadie conozca su pobre desempeño.

EL ACABO

 Los electores del Primer Distrito Electoral Federal no tendrán la oportunidad de evaluar a su representante Claudia Valeria Yáñez Centeno y Cabrera porque ella aspira a otro cargo de elección popular.

 Como Indira Vizcaíno Silva, Segundo Distrito Electoral Federal, se retiró de la curul para ocupar el cargo de Delegada de Programas Sociales del Gobierno Federal, en su próxima aparición como candidata será votada en razón de su desempeño como tal.

 La mayoría de los diputados locales de la IV Transformación, volverá a presentársele a los electores el próximo año porque convencidos están de que ganaron por sus lindas caras y, además, de que han tenido un papel sobresaliente como integrantes de la LIX Legislatura Estatal. Al tiempo.

 Tan desaseada, inoportuna, insensata e imprudente fue el camarazo de los diputados federales “4teistas”, que AMLO amenaza con enmendarles la plana en el Senado de la República .

José Luís Santana Ochoa

Analista político

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.