TAREA POLÍTICA por José Luís Santana Ochoa

Grave denuncia pública ha hecho la presidente municipal de Manzanillo, Griselda Martínez Martínez, del trasfondo político y la complicidad que hay entre el representante del Gobernador, funcionarios priistas, legisladores y sus aliados, complotados todos para utilizar a la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Manzanillo, CAPDAM, con la aviesa intención de dañar a la administración municipal a su cargo “saboteando la operatividad y funcionalidad del organismo operador de agua potable del municipio realizando bloqueos administrativos, impidiendo que sesione el Consejo Administrativo, así como generando daños a sus finanzas al no aprobar la cuenta pública ni el presupuesto de egresos”.

Y es que, a pesar de haber sido convocados en forma y tiempo para sesionar el viernes 29 de noviembre de 2019, no asistieron, sin excusa ni pretexto, el representante del Gobernador del Estado, Óscar Armando Ávalos Verdugo, Director General de la Comisión Estatal del Agua; los diputados locales Luis Fernando Escamilla Velazco (PVEM), Martha Alicia Mesa Oregón (PVEM), Ana María Sánchez Landa (PT), Ana Karen Hernández Aceves (PT), Gretel Culin Jaime (PAN) y Rogelio Humberto Rueda Sánchez (PRI); el representante del Colegio de Notarios del Estado de Colima, René Tortolero Santillana; y el representante de la ACIMAN, Vidal Dávalos Laurel.

La inasistencia de la mayor parte de los consejeros de la CAPDAM impidió la presentación de la cuenta pública del organismo correspondiente al mes de octubre del 2019, el Anteproyecto del Presupuesto de Egresos para el Ejercicio Fiscal 2020 y la Solicitud de Autorización de Descuento de Multas y Recargos e Incentivos Fiscales para Contribuyentes, todo lo cual, en opinión de la alcaldesa, “ genera un daño no sólo al organismo operador del agua potable, drenaje y alcantarillado del municipio, sino a la población en general”.

El tecomense Óscar Ávalos Verdugo no asistió porque anda metido de tiempo completo, exclusivo, en la promoción de su guajiro proyecto de gobernar Colima el próximo sexenio 2021/2027 sin soltar la teta de la Comisión Estatal del Agua donde cobra desde el sexenio ido del ex gobernador Mario Anguiano Moreno, pasándose por alto la orden dada hace semanas por su jefe José Ignacio Peralta a los funcionarios de su administración interesados en candidaturas a cargos de elección popular ,de renunciar a los cargos que les otorgó para no incurrir en responsabilidades.

Por supuesto que, como acusa Griselda Martínez Martínez, “hay trasfondo político y complicidad entre el representante del Gobernador, funcionarios priistas, legisladores y sus aliados en la que pretenden utilizar a la CAPDAM para dañar a la administración municipal, saboteando la operatividad y funcionalidad del organismo operador de agua potable del municipio, realizando bloqueos administrativos, impidiendo que sesione el Consejo Administrativo, así como generando daños a sus finanzas al no aprobar la cuenta pública ni el presupuesto de egresos”. La toma de las instalaciones de la CAPDAM por un grupúsculo de dizque “luchadores sociales” que le impide la realización de sus operaciones en perjuicio de usuarios y del erario municipal , es claro ejemplo de ello.

Los regidores anti- alcaldesa se vistieron de gloria al votar a favor de la eliminación del Derecho de Alumbrado Público, DAP, que en el año 2019, según números presentados por el regidor independiente Carlos Arellano Conteras, ascendió a un total de 69 millones de pesos, de los cuales 42 y feria fueron para la Comisión Federal de Electricidad y el resto, unos 26 millones y medio, ingresaron libres de polvo y paja a las arcas muncipales. Gracias a que la mayoría de integrantes del Cabildo de Manzanillo le dio palo a esa fuente de ingresos, el presupuesto de los mismos para el próximo año 2020 se verá disminuido por los 69 millones de pesos o más que tendrán que salir de algún lado que no será otro que de los bolsillos del pueblo.

Como tampoco el cuerpo edilicio le autorizó a la CAPDAM instalar medidores para el cobro justo del agua ni la actualización del impuesto predial, el próximo año y los que seguirán , el H. Ayuntamiento de Manzanillo se verá en los mismos aprietos financieros que sufre la mayoría de los restantes municipios del estado. Por su odio jarocho hacia la alcadesa Martínez y el rechazo a todo lo que de ella venga, sus opositores de han dado balazos en sus píes ,heridas que verán con total claridad cuando vuelvan a ser gobierno municipal. Al tiempo.

EL ACABO

El horno no está para bollos, mucho menos para que “políticos mal intencionados” saboteen los servicios públicos municipales y entorpezcan la operatividad de ninguna de las diez administraciones muncipales. ¡Y ninguna es ninguna¡ Tampoco para que los diputados locales le den largas a las solicitudes que en tiempo y forma les han hecho los ayuntamientos para que les autoricen la realización de transferencias entre partidas presupuestarias a fin de cumplir en parte compromisos financieros arrastrados durante el año por conluir.

Gracias a la disciplina financiera que ha observado, el manejo transparente y honrado de los dineros públicos municipales, “Manzanillo es el único municipio en pagar 100% de las aportaciones al Instituto de Pensiones y también el que ha cumplido con sus compromisos de fin de año sin contratar deuda ni comprometer las finanzas del próximo año”, ha informado hacia la ciudad y el mundo la alcaldesa porteña Griselda Martínez.

José Luís Santana Ochoa

Analista político

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.