Javier Montes Camarena

“El pueblo es más astuto que el más astuto de los mentirosos”
Don Jesús Reyes Heroles.

www.enlacemanzanillo.com G8 Independiente
Javier Montes Camarena * Locutor y Periodista.

Déjenme decirles que: En la Secretaria de Seguridad Pública (SSP) del Gobierno del Estado se hacen como si no pasara nada y todo pasa. Aquello es una vacilada.

La esperada renuncia (o lo renunciaron) del tercer secretario de Seguridad Pública Hugo Vázquez Colorado es, a todas luces, la magnitud del riesgo. A casi tres años de NO poder en el poder es evidente que ahí nadie ha podido con el cargo y, ahora, Nacho Peralta vuelve a colocar un “encargado” en tan importante tarea: La Seguridad.

En el Gobernador José Ignacio Peralta Sánchez es normal ese agotamiento. Ocurre cuando se embarca a un Estado como Colima en una aventura sin consultarlo ni informar cabalmente sobre ella y cuando, por falta de estrategia, sus fuerzas del orden y las fuerzas del desorden terminan, por confundir al respetable.

Mal se veía cuando, al arranque del sexenio el mandatario se internaba en una aventura con una total falta de estrategia e inteligencia, todo lo desplegaba Nachito Peralta al ritmo de la urgencia en turno y así fue consumiendo Secretarios de Seguridad Pública: Almirante, Eduardo Villa Valenzuela, Vice-almirante, Javier Castaño Suárez y, el Policía, Hugo Vázquez Colorado más, los que vengan en los restantes tres años y meses que le quedan a éste Gobierno de utilería.

Así se fue el imbécil gobernante a combatir al crimen organizado (éste si organizado) con una policía que, diseñada hace 18 años atrás, aún no acaba, ni por asomo, de construir ni de acreditar su profesionalismo y obliga, por lo mismo, a involucrar crecientemente al Ejército, la Marina y la Gendarmería que tampoco han servido para mucho.

Orden y contraorden (dicen los militares), es desorden y, precisamente, ésa fue la no estrategia adoptada en el combate al crimen organizado: Sale Villa Valenzuela entra Castaño Suárez, sale Castaño entra Vázquez Colorado ¿Y ahora quién sigue pregunto?

Un ejercicio de ensayo y error, donde el conejillo de Indias resultó ser la ciudadanía que ha quedado en medio del fuego cruzado de la impunidad criminal y política.

De ahí el altísimo número de muertos. Bajas que, al inicio de ésta administración se quisieron minimizar asegurando que solo se daban en los bandos criminales.

Bajas colaterales que se quisieron diluir, primero, acusando vínculos de las víctimas con la delincuencia organizada y, luego expidiendo pésames como boletines sin acompañarlos con verdaderos actos de justicia.

¿Por qué los Secretarios de Seguridad Pública que se han ido o los han corrido de la corporación no hablan, no dicen o informan que desde la Secretaría General de Gobierno se manejan actividades criminales relacionadas con el lavado de dinero y la venta de drogas según lo dijo El Cártel de Sinaloa?

¿Estará metido en esto Don Fernandone Moreno Peña, hoy flamante candidato del PRI a Senador de la República a quien ya muchos colimenses señalan como un verdadero varón del crimen organizado por ser “El Poder tras el Trono” y sus ligas en la bajo sospecha Secretaría General del Gobierno de Colima donde él hace y deshace con su mandadero favorito?

Ahora, en el colmo de la burla, cuando el drama estatal adquiere visos de tragedia, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) vuelve a quedar acéfala, como si a nadie le importara cayendo en la contradicción ramplona, anunciando el Mandatario estatal que “El problema de la seguridad ya quedó resuelto”. Cosa de convivir con la muerte y la violencia.

Con toda desfachatez el Gobernador Nacho Peralta ofrece más de lo mismo. Más de lo mismo porque su discurso “Cevichero” no tiene traducción, ni en la política ni en la administración.

El problema de encarar así de mal al crimen y no darle la cara a la sociedad de Colima es que la totalidad de ésta se encuentra harta y se las va a cobrar al inútil de Nacho Peralta y, a los candidatos bajo sospecha del PRI el próximo Primero de Julio. Al tiempo.

¿Quién sigue en la SSP?
Ahí se ven.

ENLACITOS
Vice-Gobernador y Vocero: Don Fernandone Moreno Peña anda en la decadencia, un día juega de Mandatario y al otro día se divierte quitando y poniendo la caseta de Cuyutlán y, por si fuera poco, El Chaparrito Endemoniado se ha vuelto un verdadero surtidor de medicamentos del Sector Salud “anunciando” que: “Al 100 por ciento están ya cubiertos los hospitales de medicinas y materiales de curación”. ¿Pos quién manda en el Gobierno de Colima?

Don Fernandone debería acudir a los hospitales y darse cuenta que los 220 millones de pesos para medicamentos y material de curación es pura vacilada electoral de Nacho Peralta, sin darse cuenta que él sólo es un “Vocero” oficioso y mentiroso. Fea la decadencia.

Lo dicho: Al “Chaparrito Endemoniado” ya no le sube el agua al tinaco.

Me puedes leer en: www.colimaxxi.com – www.lealtad.com – elobservadornoticias.com – ipuntocom.mx – manzanillo.port.com.mx – lineasdelgadas.com

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.